Corazón de sol

Publicado en Revista | Lunes 15, de Julio de 2019 | Actualizado el Domingo, 29 de Noviembre de -0001
Corazón de sol
La formación en valores para los menores es el objetivo principal de Gente Sol. Foto: Camilo Casanova. Foto
Corazón de sol
La violencia y la drogadicción son algo que se percibe como normal en estos barrios marginados. Foto: Laura Jaimes. Foto
Corazón de sol
El formato de aprendizaje que se utiliza con los niños es netamente experiencial y dinámico. Foto: Camilo Casanova. Foto

Gente Sol es una organización social que busca contribuir al fortalecimiento en valores y convivencia de niños entre 5 y 13 años, desde el 2017.

Corazón de sol

En barrios marginados de la vía Chimitá, Gente Sol le apuesta a un nuevo proyecto social en pro de las acciones solidarias.

De aquellas casas en tabla, de las que cuelga ropa por todas partes y a las que apenas llega el servicio de energía, salen corriendo decenas de niños a reunirse en un espacio de aprendizaje en el que los valores y la sana convivencia son las alternativas para sobrellevar el difícil contexto social en el que crecen.

Felipe* es un niño de nueve años, hijo de una trabajadora sexual de la zona de la Central de Abastos. Cuando ella no está, su hermano de 15 años, el mayor, es el encargado de cuidarlos a él y a sus seis hermanos más; él consume drogas y pertenece a una de las pandillas del Barrio Galán. Cada vez que Felipe intenta hablarle o molestarlo, este se enfurece y lo golpea fuertemente, dejando moretones y hasta sangre en el pequeño. Todos los sábados, Felipe se acerca a las actividades de Gente Sol para integrarse con sus amigos e imaginar cómo sería un barrio en paz y cumplir su más grande sueño: ser el reemplazo de James Rodríguez en la Selección Colombia.

Con el fin de reconstruir el quebrantado tejido social en los sectores del barrio Rincón de la Paz y Centroabastos (Barrio Galán), ubicados sobre la vía Chimitá, nace Gente Sol: una organización social que le apuesta a las acciones solidarias y significativas. Sus tres pilares de trabajo son la asistencia, la promoción social y la transformación; el primero, busca incorporar elementos básicos que hacen parte de las necesidades naturales (como mercados y jornadas de salud); el segundo, implica el compartir conocimientos o experiencias aplicables en el proyecto; y el tercero, se enfoca en modificar y mejorar las prácticas culturales por una convivencia sana y en paz. Esta iniciativa es impulsada por la Parroquia Juan Pablo II de Bucaramanga, y de la cual se desprende el proyecto Sembradores de Paz que tiene su desarrollo en las instalaciones de la fundación de Centro Abastos Semillas de Ilusión.

Gente Sol no busca transformar el contexto social de los niños, sino lograr una mejora en la actitud, la mentalidad y los hábitos de la población infantil, mediante el acompañamiento voluntario semanal, apoyado por la Pastoral Social de la Parroquia; y el seguimiento mediante una serie de fichas asistenciales referenciadas por la Fundación Instituto para la Construcción de la Paz, Ficonpaz, colaboradora del proyecto de Gente Sol y formadora en temas de paz de ambientes de conflicto a nivel nacional; todo esto en pro de fortalecer los valores de los niños, cuyas edades oscilan entre los 5 y 13 años.

Carolina*, una pequeña de ocho años, oriunda de Venezuela pero con raíces guajiras, es partícipe de todas estas actividades y afirma que en estos espacios olvida su cruda realidad: el cómo fue desterrada de su país, que su madre desempeña labores sexuales y el maltrato proveniente de los hombres en su familia. En la Fundación Semillas de Ilusión de la Centroabastos, se encuentra cada sábado con un grupo de voluntarios que la hacen volver a soñar en ser presidente y transformar las injusticias de las que a su corta edad ha sido víctima; las mismas que han influido en su comportamiento durante las sesiones, dificultando el proceso formativo tanto de ella como de sus compañeros de salón, quienes padecen de atención dispersa e hiperactividad, según el equipo de psicólogos de la organización.

Sembradores de Paz es el área de Gente Sol focalizada en los barrios anteriormente mencionados, más específicamente en la Fundación de Centroabastos. Este voluntariado consiste en el trabajo con niños que presentan problemáticas de violencia, contexto con drogadicción y fallas geográficas, mediante la formación en valores para resolver conflictos a través del diálogo y el concilio. Cada sábado visitan estos sectores para salir por las calles convocando a los niños de la zona. Mientras tanto, se forma una cadena a medida que se van sumando manos, entre ellas las de Felipe y Carolina que, como decenas de menores más, no se sienten a gusto con el entorno que les rodea y aún tienen bastantes vacíos emocionales que buscan llenar con la compañía de los voluntarios y el apoyo psicosocial que se les brinda.

Carolina sufre la ausencia del amor de padre y ha encontrado en César Ardila, un hombre de 48 años que visita semanalmente la entidad como sembrador de paz, un poco de paternidad, gracias a su personalidad, entrega e interés por los pequeños hacen que siempre llegue muy animado a averiguar cómo están, qué tal su semana o qué les gustaría jugar en el día. Estos diálogos cercanos generan en los niños seguridad, los hacen sentir queridos e importantes para la sociedad.

Por otra parte, Felipe ha encontrado en Jesús el hermano mayor que siempre quiso. Jesús Serrano es uno de los sembradores de paz que acompaña su proceso instructivo con una actitud bastante amable y dinámica, siempre llega con la sonrisa que Felipe necesita y con la que olvida el ambiente tenso de su hogar y las necesidades que allí se presentan, como el hambre que lo invade día a día; situación que le obliga a ir hacia los formadores con el fin de obtener cualquier alimento que cese su apetito.

Los sábados se ve llegar la vans a la Fundación de Centroabastos; los jueves, a la sede D del Colegio Campo Hermoso ubicada entre el barrio Rincón de la Paz y los asentamientos 17 de enero y 12 de febrero. Independientemente del lugar, siempre se ven niños corriendo tras ella, gritando de la emoción, anhelando abrir las puertas, esperando a que estas 19 personas decididas a servir desciendan del vehículo y les brinden ese abrazo y esa sonrisa que tanto han esperado en aquella semana.

*Nombres de los menores cambiados por protección de su identidad.

 

  • Logo-UPB-horizontal
  • estacionv-logo
  • logo-radio-catolica-metropolitana-horizontal

Acerca del sitio

Este sitio web pertenece a la Revista Plataforma - Pfm de la Universidad Pontificia Bolivariana - Seccional Bucaramanga

www.plataformaupb.com

Contáctenos

  •   Dirección: Autopista a Piedecuesta Km 7 | Universidad Pontifica Bolivariana - Seccional Bucaramanga
    Oficina K514
    Floridablanca, Santander (Colombia)
  •   E-mail::
  •   Teléfono: 57-7-6796220
    Extensión 592